What to Eat

Qué comer en el Valle del Cauca

Cuando se pensaba en Colombia, probablemente su gastronomía no era lo primero que se nos venía a la mente, pero poco a poco el concepto ha cambiado, Cali ha sido galardonada recientemente por la Red Global Délice como una de las ciudades gastronómicas del mundo. En el Valle del Cauca, en particular, los sabores del Pacífico, endulzados por la caña, y las innumerables frutas tropicales hacen que ésta zona sea un paraíso para los foodies Encontrarás asombrosos mercados y cocina fusión que seguro te dejará queriendo más.

Si has viajado dentro de Colombia, es justo decir que probaste el Ajiaco y el Sancocho, ambas sopas hechas con pollo, papa y maíz, pero con sabor, textura y sazón diferente. Probablemente has comido las almojabanas y pandebonos (deliciosos panes saborizados con queso) que te hacen agua la boca, pero cada ciudad tiene su receta particular y su estilo propio de prepararlos y Cali tiene definitivamente los mejores del país. Otra cosa bien autóctona es la comida frita: el plátano en sus varias preparaciones, patacones (trozos aplanados fritos de plátano verde), marranitas (plátanos en bola rellena de chicharrón), y aborrajados (plátanos maduros rellenos con queso, apanados y fritos – que delicia!). La comida callejera de Cali es toda una experiencia del sabor local.

previous arrow
next arrow
previous arrownext arrow
Slider

Una de las meriendas (o mecatos) más famosas, es el cholado. Hay una calle entera dedicada a esa versión del shave-ice hawaiano, este granizado de hielo contiene muchas frutas tropicales exóticas y está endulzado con leche condensada, cubierto de jalea y galleta. Hablando de las cosas dulces, Cali es famoso por la Panela (azúcar sin refinar que se obtiene de la caña de azúcar, por el guarapo (el jugo de la caña misma), y por el manjar del valle o dulce de leche, similar al caramelo.

previous arrow
next arrow
previous arrownext arrow
Slider

Pregunta a cualquier colombiano qué relaciona con comida tradicional de Cali y forzosamente te dirá el chontaduro, una especie de fruta de la palma con un sabor bastante particular que al principio resulta extraño al paladar pero combinado con un poco de miel y sal o con crema de coco, en un plato de mariscos o mezclado dentro de una torta de queso, encontrarás una manera de disfrutarlo.

Cali es también famosa por sus jugos frescos y deliciosos. Una lulada está hecha de lulo endulzada con panela o azúcar, el champús está hecho de maíz, naranja y piña endulzada con canela y clavo, y el salpicón tiene manzana, papaya, uva, fresa, banano y otras combinaciones de frutas. Si se te antoja algo un poquito más fuerte, puedes añadirle un trago de Aguardiente del Valle, el alcohol más característico del país con sabor de anís. Otra bebida refrescante es la cerveza caleña Poker, para ésos días calurosos. Asegúrate de visitar la Galería La Alameda es la plaza de Mercado de tradición y patrimonio cultural de los caleños, dónde puedes encontrar frutas que provienen de la selva, de los Andes y del propio valle, dando lugar a un festín tropical con una enorme gama de sabores y sazones, y alrededor del mercado se encuentran los más auténticos restaurantes de comida del Pacífico Colombiano. Si te interesa más un restaurante que se especializa cocina fusión más contemporánea, te recomendamos La Comitiva, Platillos Voladores y Picaro Cangrejo son algunas de nuestras opciones favoritas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *